Cómo combatir el mal olor y el sudor de pies en verano

pies-1

Un calzado inapropiado, la práctica de ejercicio físico, el uso de medias y calcetines de materiales sintéticos, e incluso el estrés pueden favorecer su aparición. Una buena higiene es básica para su cuidado, aunque muchas veces el problema va más allá del aseo personal.

Consejos para el autocuidado

Los especialistas recomiendan lavarse los pies a diario, con agua tibia durante un máximo de diez minutos para evitar que la piel se reblandezca con la humedad y utilizar un jabón neutro. Es importante secarse bien los pies, sobre todo entre los dedos, para evitar que con la acumulación de la humedad proliferen los gérmenes.

El calzado también es muy importante. En verano, los expertos recomiendan usar calzado de piel y calcetines de algodón que favorezcan la ventilación y la absorción. Asimismo, los zapatos deben ser cómodos y flexibles, alternando, a ser posible, dos pares. Lo mejor es optar por las sandalias y reservar las zapatillas deportivas para el ejercicio físico. También es aconsejable evitar andar descalzo por los alrededores de la piscina, en las duchas del gimnasio, etc., para evitar posibles infecciones.

Como complemento a la higiene diaria, se recomienda utilizar un producto con efecto antitranspirante y desodorante que complemente el lavado de los pies.

fuente: elperiodicodelafarmacia.com

1 comentarioCómo combatir el mal olor y el sudor de pies en verano

  1. casa dice:

    gracias por los consejos, pero yo cumplo esos consejos y me transpiran igual los pies!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *